Hoy domingo venía para mi casa cuando me cruce con una situación que es realmente indignante, ósea más bien ya es un acto común aquí en esta ciudad con tanta impunidad que se lo realiza a la luz del día y ante las personas que pudieran estar presentes.

 

Eso no quiere decir que este bien robar electricidad a la empresa estatal que la distribuye, pero es que acá en Corrientes se realizan estas operaciones como cualquier acto normal,robo-1.jpg a pesar de que el mismo es un robo, y hasta genera cierta indignación del ladrón cuando otra persona toma conocimiento y se sorprende de la operación fraudulenta que se lleva a cabo.

Esa situación fue la que me toco vivir hoy al mediodía por la calle Irigoyen 1450 aproximadamente, en el comercio mini-supermercado “El pibe” cuando visualice a tres personas que estaban reventando el precinto del medidor para luego realizar operaciones fraudulentas sobre el mismo.

san-lorenzo-1450.jpgNadie dice que sea yo el héroe de la situación, pero quise hacer un acto más que valiente para que los mismos se sintieran evidenciados en su robo, y procedí  a tomar fotografías del acto, evitando que eso desencadene a una agresión a mi persona.dist-el-pibe.jpg

 

Lo que es horrorizante de todo este episodio es que todas operaciones fraudulentas se lleven a cabo como mencione antes a la luz del día, y que todas las personas continúen su proseguir sin presentar ningún tipo de reparos a los delincuentes, es por eso que llamo a la “conciencia social” a fin de lograr que la convivencia sea cada día mas llevadera y la sociedad sea quien se impone a estos actos que representan, la perdición de la sociedad a buscar aventajar a la parte a fin de obtener beneficios propios procurando hacer perder a la empresa estatal, que todos sostenemos y es uno de los pocos órganos no privatizados que nos quedan en la capital correntina.

 

Este articulo será mandado al “Diario Época” para la sección carta a los lectores, que esperemos que este mañana publicado para así escarchar públicamente a estos delincuentes, veremos si el diario época (www.diarioepoca.com.ar) colabora con su medio de difusión a esta tarea de hacer grande al país.

 

Quiero terminar este articulo, comentándoles que para fortuna, este robo fue frustrado por mi actuar, y que espero que todos los que lean este articulo intenten lo mismo para así hacer crecer esta Argentina como todos queremos, haciéndose grande.

Anuncios